Seleccionar página

Para sumar esfuerzos a través de la unión fraternal, inició la Campaña Delivery Solidaridad en Antofagasta, enfocada en colaborar con cajas de alimentos, kits de higiene, pañales (para adultos y niños) y elementos de protección personal a las familias afectadas por la crisis Covid-19. Iniciativa que encabeza el Arzobispado de Antofagasta en conjunto con universidades, empresas y dirigentes de organizaciones territoriales.

Las donaciones serán recibidas por los voluntarios de la campaña, en la Universidad Católica del Norte de lunes a sábado, lugar donde se armarán las cajas para luego ser distribuidas a las familias afectadas en modalidad delivery (directo en su puerta), a través de la empresa colaboradora Costa Norte.

En la ceremonia de lanzamiento realizada vía plataforma Zoom participaron más de 80 personas, entre ellas el Arzobispo de Antofagasta, Mons. Ignacio Ducasse, quien manifestó que es fundamental contar con el apoyo de la Unión Comunal de Juntas de Vecinos, la Corporación de campamentos Américas Unidas y la red de parroquias de Antofagasta, debido a su trabajo y cercanía con los beneficiarios.

“Hoy damos inicio a una campaña solidaria que hemos preparado desde hace varias semanas. Iniciativa surgida del deseo de todas las organizaciones de solidarizar ante esta emergencia sanitaria que nos ha acompañado desde hace varios meses, y que en la medida que pasa el tiempo agudiza algunas necesidades básicas en muchas familias de nuestra zona”, explicó Mons. Ignacio Ducasse.

Víctor Flores, encargado de la oficina de la OIM en la ciudad, manifestó que la importancia de esta campaña radica “en el rol que desempeñarán nuestros socios territoriales, los dirigentes o los párrocos, quiénes están en el territorio y tienen contacto directo con las familias en estado de necesidad”.

En esa línea Olga Mora, presidenta de la Unión Comunal de Juntas de Vecinos de Antofagasta, mencionó que “en esta emergencia es fundamental estar asociados con la parte territorial que somos los dirigentes que estamos en el día a día en los distintos sectores poblacionales”.

Jacqueline Fey, representante de la Corporación de campamentos Américas Unidas, enfatizó que “hoy es el momento de esta gran ayuda, que de verdad necesitamos en todas nuestras comunidades que estamos pasando por esta pandemia: ayuda para adultos mayores, niños, mujeres embarazadas y familias que han quedado cesantes. Este es el momento de recibir esta ayuda. Por ello agradecemos la iniciativa y esperamos que lo que se vaya a hacer sea muy victorioso”.

¿Cómo ayudar?

En la Universidad Católica del Norte (UCN) funcionará el centro de acopio de la campaña Delivery Solidaridad, donde se puede ir a donar alimentos, artículos de higiene y pañales, los que serán recibidos por voluntarios de lunes a sábado en los siguientes horarios: 09:00 a 13:00 y 15:00 a 18:00. También se puede colaborar comprando en supermercados, comercio establecido y enviando los despachos de sus compras a la universidad.

Los voluntarios pueden  inscribirse en los distintos turnos de colaboración, a través de la web de la campaña (www.deliverysolidaridad.cl) , recibirán elementos de protección personal para su labor y se les gestionará los permisos pertinentes.

«Esta campaña es un ejemplo, donde estamos viendo cómo organismos de distinto origen sean públicos, privados, de gobierno y universidades, hemos reaccionado ante el llamado del Arzobispado y hemos puesto todas nuestras capacidades a disposición ante un hecho común que es la solidaridad y el sufrimiento que tienen nuestros hermanos», resaltó el rector de la Universidad Católica del Norte, Jorge Tabilo en el lanzamiento.

“Para ser voluntario solo deben ingresar a la página delivery.cl e inscribirse. Algo muy fácil y dinámico. Nosotros nos comunicaremos con ellos y les manifestaremos las opciones de turnos que tienen dentro del horario de 09:00 hasta 18:00 horas, de Lunes a Sábado”, explicó la coordinadora de Vocación Social de la Dirección General de Pastoral y Cultura Cristiana de la UCN, Paulina González.

La jefa de la Oficina Nacional de ACNUR en Chile, Ana Ferrero, resaltó el carácter novedoso de esta iniciativa, ya que permite “ver a diferentes sectores de la sociedad, de la academia, de las naciones unidas, del sector empresarial que son capaces de unirse en este momento y tratar de responder a los desafíos que nos propone esta crisis”.

En relación a la restricción sanitaria de la autoridad de salud que hoy propone dificultades para la campaña, como el distanciamiento social, Víctor Flores, mencionó que “en el periodo que estemos en cuarentena con las restricciones que existan, es probable que la posibilidad de hacer entrega de la ayuda en el centro de acopio tenga alguna dificultad adicional. Por eso está la posibilidad de realizar compras por internet y entregar un domicilio, y este sería el centro de acopio. Así la persona no necesita moverse y por otro lado también es más fácil hacer la transferencia en dinero en la cuenta corriente del Arzobispado y nosotros también, a través del proveedor, poder realizar las compras y hacer la entrega en formato delivery”.

La cuenta del Arzobispado para realizar su aporte es la siguiente: Nº 00000393813-1, RUT:81.735.100-K,  Banco Santander, correo de aviso gmocortez@iglesia.cl.

Empresas

En el lanzamiento de la campaña solidaria, Fernando Cortez, gerente general de la AIA, explicó que este gremio lo conforman 210 empresas y que el 80% de éstas son pymes afectadas por los efectos económicos junto a sus trabajadores. Por lo que es un desafío incentivar a estas empresas y a otras, a sumarse a este desafío colectivo.

“Eso nos motiva. Muchas familias necesitan este apoyo y constituye prioridad para nosotros que no se sigan perdiendo empleos y no sigan quebrando empresas. Por eso hemos enfatizado en la importancia de mantener la continuidad operacional de las empresas, sobre todo de las más importantes que son parte de la cadena productiva, que generan empleos y calidad de vida para las familias”, subrayó Cortez en su intervención por Zoom.

Finalmente la jefa de Vinculación con el Medio de la Universidad Arturo Prat (Unap) de Antofagasta, Carla Napoletani, quien ofició de maestra de ceremonia en el inicio de la campaña solidaria, dijo que “esta pandemia ha puesto a prueba nuestra disciplina, nuestra responsabilidad social y nuestra capacidad de ser solidarios, e invitamos a la comunidad antofagastina a formar parte de esta gran campaña”.

Las organizaciones que participan en Delivery Solidaridad son el Arzobispado de Antofagasta, la Oficina del Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR), la Organización Internacional para las Migraciones (OIM),  la Fundación de Ayuda Social de Iglesias Cristianas (FASIC), el Servicio Jesuita Migrantes (SJM), la Asociación de Industriales (AIA), la Pastoral de la Universidad Católica del Norte, la Universidad Arturo Prat,  la Red de Empresas de Género, RED EG a través de su iniciativa 4 vientos y la Cruz Roja.

Vea el lanzamiento de la campaña aquí (https://bit.ly/2ZDKP5L)